El sector agrario marca una hoja de ruta con la Generalitat Valenciana y mantendrá las movilizaciones

0
619

Las organizaciones agrarias y cooperativas convocan protestas en el puerto de Castellón (15 de febrero), Alicante (16 de febrero) y Valencia (22 de febrero)

El Foro Agrario de la Comunitat Valenciana, compuesta por todas las organizaciones profesionales agrarias (AVA-ASAJA, LA UNIÓ, ASAJA Alicante, UPA-PV y CCPV-COAG) y las cooperativas de la Comunitat Valenciana, han mantenido hoy en el Palau un encuentro con el president de la Generalitat, Carlos Mazón, y el conseller de Agricultura, José Luis Aguirre, para trasladar las reivindicaciones del sector a todas las administraciones. La reunión se enmarca en la respuesta institucional ante el calendario de movilizaciones anunciado el pasado 5 de febrero por estas entidades agrarias.

El sector y el Consell han marcado una hoja de ruta de la agricultura valenciana que incluye temas de competencia autonómica y medidas que el Gobierno español debe defender en Bruselas aprovechando esta ocasión histórica. Sus representantes han recalcado que “las entidades representativas del campo valenciano llevamos más de 20 protestas en los últimos cuatro años y ahora las movilizaciones de la agricultura continental nos pueden ayudar a cambiar las cosas. La política ecologista radical de la UE es equivocada porque va contra los agricultores y no vamos a parar de manifestarnos hasta que Bruselas nos escuche y camine al mismo ritmo que quiere la sociedad y el campo europeo”.

En el transcurso de la reunión, el sector ha manifestado al president “la situación crítica por la que atraviesan la agricultura y la ganadería valencianas por la falta generalizada de rentabilidad, que condiciona el futuro de las explotaciones y pone en riesgo el principal sustento económico de miles de familias”. Organizaciones agrarias y cooperativas achacan esta pérdida continuada de rentabilidad a la combinación de diferentes factores: por un lado, los efectos sobre la productividad y la competitividad derivados de la entrada en vigor de la nueva PAC y de diferentes medidas contempladas en el Pacto Verde Europeo. Por otro, el desmesurado incremento de los costes de producción, agravado por circunstancias sobrevenidas como la guerra en Ucrania o el conflicto entre Israel y Palestina.

El president de la Generalitat Valencia, Carlos Mazón, ha subrayado “la capacidad de unión e interlocución de las organizaciones profesionales agrarias y cooperativas representativas para reivindicar con más claridad y fuerza en un frente común con el Consell”.

Las cuestiones que Mazón se ha comprometido a exigir al Gobierno español ante la UE son: “elegir si queremos agricultores o no, acabar con el uso de la agricultura mediterránea como moneda de cambio en los acuerdos comerciales con países terceros, la falta de reciprocidad, un mayor control de entrada de plagas y enfermedades, estableciendo controles en origen y ampliando el tratamiento en frío a todos los productos susceptibles de propagar la falsa polilla y a todos los países que tengan decretada esta enfermedad) y una política hidrológica basada en criterios científicos”.

El sector agrario mantendrá su unidad de acción en los próximos días con protestas en el puerto de Castellón (15 de febrero), Alicante (16 de febrero) y el puerto de Valencia (22 de febrero). En función de las reacciones de las distintas administraciones, las entidades agrarias no descartan prolongar este calendario de acciones reivindicativas.

Deixar una resposta:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí