Los nuevos tramos de IRPF en 2024: así afecta a tu sueldo a final de mes

0
894

👉 Qué pasa si me retienen más IRPF del que me corresponde en la nómina

Todos los años, tanto los empleados como los trabajadores autónomos están obligados a presentar su declaración de renta. Este proceso implica calcular y abonar los impuestos correspondientes a sus ingresos a la Agencia Tributaria. Sin embargo, existen ciertas condiciones bajo las cuales algunos trabajadores pueden estar exentos de este requisito.

Para el año 2023, por ejemplo, las personas que tuvieran ingresos de trabajo por debajo de ciertos umbrales estaban exentas de declarar. Específicamente, aquellos cuyos ingresos anuales no superaban los 22.000 euros de un único pagador, o los 15.000 euros en caso de tener varios pagadores, siempre que la suma de lo recibido por el segundo y siguientes no excediera los 1.500 euros, no necesitaban presentar la declaración.

Además, hay un aspecto importante que precede a la declaración de la renta: el sistema de pagos a cuenta. Este mecanismo funciona como un pago anticipado de impuestos, basado en los tramos del IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas). Se trata de rangos de ingresos a los cuales se les aplica un porcentaje específico de retención.

Este porcentaje, que varía en función de lo que cada persona gana, determina la cantidad de impuesto que se retiene directamente de los ingresos o salarios a lo largo del año. Estos pagos a cuenta son luego ajustados en la declaración anual, donde se calcula el impuesto total debido y se toman en cuenta los anticipos ya realizados.

Durante el año, cada trabajador paga a la Agencia Tributaria una cantidad estimada de su IRPF mediante retenciones en su salario. Al final del año, al hacer la declaración de la renta, se realiza un ajuste con el fisco. Si el resultado de esta declaración es negativo, significa que el trabajador pagó más de lo debido y recibirá una devolución de Hacienda. Por el contrario, si el resultado es positivo, indica que pagó menos de lo necesario y deberá cubrir la diferencia adeudada.

Tramos del IRPF en 2024

Los tramos del IRPF permiten tanto a los trabajadores por cuenta ajena como a los autónomos conocer a qué tramo del IRPF pertenecen y así calcular cuánto impuesto deberán pagar. Además, saber la retención de IRPF que se aplica a su salario o facturación ayuda a calcular cuánto será su sueldo neto una vez descontados los impuestos obligatorios.

Entender los tramos del IRPF para 2024 es crucial tanto para trabajadores por cuenta ajena como para autónomos. Les permite conocer a qué tramo del IRPF pertenecen y así calcular cuánto impuesto deberán pagar.

Además, saber la retención de IRPF que se aplica a su salario o facturación ayuda a calcular cuánto será su sueldo neto una vez descontados los impuestos obligatorios.

En este artículo, más adelante, presentamos una tabla con los tramos del IRPF de 2024. Es importante recordar que el IRPF es un impuesto progresivo, es decir, se incrementa con el nivel de ingresos. Además, los porcentajes se aplican por franjas de ingreso, no sobre el total de la renta.

Cabe mencionar que estas cifras podrían cambiar, ya que están sujetas a los Presupuestos Generales del Estado. Aunque los presupuestos de 2024 aún no han sido aprobados, se han extendido automáticamente los de 2023 desde el 1 de enero, hasta nuevo aviso.

A continuación, se detallan los tramos del IRPF para 2024:

  • Desde 0 a 12.450 euros: 9,5% (Tipo estatal), 9,5% (Tipo autonómico), Total 19%.
  • Desde 12.450 a 20.200 euros: 12% (Tipo estatal), 12% (Tipo autonómico), Total 24%.
  • Desde 20.200 a 35.200 euros: 15% (Tipo estatal), 15% (Tipo autonómico), Total 30%.
  • Desde 35.200 a 60.000 euros: 18,5% (Tipo estatal), 18,5% (Tipo autonómico), Total 37%.
  • Desde 60.000 a 300.000 euros: 22,5% (Tipo estatal), 22,5% (Tipo autonómico), Total 45%.
  • Más de 300.000 euros: 24,5% (Tipo estatal), 22,5% (Tipo autonómico), Total 47%.

Cabe destacar que los datos del IRPF para 2024 muestran tanto el tipo estatal, que es aplicable en toda España y gestionado por el Estado, como el tipo autonómico, específico para cada comunidad autónoma. Este impuesto se reparte al 50% entre el Estado y las autonomías.

Los datos de tipo autonómico son relevantes para aquellos contribuyentes por IRPF que no residen en España. Por lo tanto, si resides en España, deberás aplicar la escala de tu comunidad autónoma.

Finalmente, cabe destacar que estos tramos de IRPF de 2024 se aplican a los ingresos de este año, y se reflejarán en la declaración de renta de 2025. Para la declaración a Hacienda en 2024, presentarás tus ingresos de 2023, con las retenciones correspondientes a ese año.

ondacero.es

Deixar una resposta:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí